Cinema MX: Clásicos digitalizados que ya viste pero no así

Autor: Carlos Morales

Cinema MX: Clásicos digitalizados que ya viste pero no así

Entre los más de 200 títulos sin costo de Cinema MX está una importante colección de clásicos contemporáneos. Son películas que amamos y hemos visto una y otra vez, como El lugar sin límites (Arturo Ripstein, 1977), Cabeza de Vaca (Nicolás Echeverría, 1990) o Mariana, Mariana (Alberto Isaac, 1987). Pero ahora, estas películas se presentan con una calidad superior, gracias a los trabajos de digitalización que se han hecho con instituciones aliadas como la Cineteca Nacional.

¿En qué consisten estas novedades?

Digitalizar, estabilizar, restauración

“Estas películas provienen de copias fílmicas de 35 mm; algunas se digitalizan, estabilizan, otras tienen corrección de color o de audio y hay las que están totalmente restauradas, como Mariana Mariana y El lugar sin límites”, explica Mezli Silva, del acervo fílmico de Imcine.

“Aunque el acetato es un material más estable que el nitrato, no garantiza su permanencia, por ello se debe de mantener en condiciones controladas. Primero se realiza la selección de los títulos a digitalizar; en segundo lugar se hace una investigación sobre la obra (datos técnicos y copias existentes de 35 o 16 mm); después se revisa y limpia la copia, donde se identifican daños, rayaduras o pegaduras; finalmente se hace el escaneo de la película y la generación del archivo digital”

Una película digitalizada no significa que esté restaurada, sólo se ha trasladado de soporte. Después pueden venir procesos como el estabilizado (anular brincos de imagen, interferencia, etc.), corregir color o sonido, o ser objeto de una restauración digital, como es el caso de El lugar sin límites.

Pero aun en películas que solamente fueron digitalizadas, su calidad es superior que una extracción de un material analógico. La imagen es prístina, como si se hubieran filmado ayer. El sonido es diferente: cuando se ve en la televisión es estéreo, con la restauración se busca un sonido monoaural envolvente. Puedes comprobarlo si buscar la versión de El castillo de la pureza en YouTube y la comparas con la versión de #CinemaMX.

Un ciclo de clásicos en tu plataforma

La restauración tiene la finalidad real de preservar el patrimonio fílmico. La copia digitalizada se presta para exhibición; el material original —negativos en 35 mm o 16 mm— se resguarda en bóvedas. En México, la Cineteca Nacional y Estudios Churubusco son de las pocas instituciones que cuentan con el equipo tecnológico y humano para la preservación fílmica.

Pero por no ser películas de moda, estas copias se exhiben pocas veces, en muestras, festivales o ciclos especiales. La novedad es que estas versiones digitalizadas, que tendrías que cazar en la Cineteca u otra institución cultural, ahora están sin costo en #CinemaMX de Filmin Latino. Tener allí estas películas, en su versión restaurada, da acceso a las audiencias con el patrimonio fílmico nacional.

“Si tienes la oportunidad de verlas y compararlas con otras versiones vas a notar las diferencias”, asegura Mizli Silva. “Es una imagen prístina, la calidad es tan alta que parece que la filmaron ayer. Y eso está bueno”.

Películas digitalizadas y estabilizadas por Cineteca Nacional e Imcine

Cabeza de vaca (Nicolás Echevarría, 1990)           

Cadena perpetua  (Arturo Ripstein, 1979)   

Cuartelazo (Alberto Isaac, 1977)

El castillo de la pureza  (Arturo Ripstein, 1972)

El imperio de la fortuna  (Arturo Ripstein, 1986)

El lugar sin límites (Arturo Ripstein, 1977)

El rincón de las vírgenes (Alberto Isaac, 1972)

La guerra santa (Carlos Enrique Taboada, 1979)

La pasión según Berenice (Jaime Humberto Hermosillo, 1976)

Los indolentes (José Estrada, 1979)

Los murmullos (Rubén Gámez, Carlos Velo, 1974)

Los vuelcos del corazón (Mitl Valdez, 1996)           

María Sabina  (Nicolás Echevarría, 1979)   

Mariana, Mariana (Alberto Isaac, 1987)      

Miroslava (Alejandro Pelayo, 1993) 

Naufragio (Jaime Humberto Hermosillo, 1978)

Retrato de una mujer casada (Alberto Bojórquez, 1982)

Una cita de amor (Emilio "El Indio" Fernández, 1958)        

Vidas errantes (Juan Antonio de la Riva, 1985)

Publica un comentario

1 valoración

Es excelente está selección, y también agrego algo importante y es su duracion, como en el caso de Pedro Páramo el Hombre de la Media Luna, que está completa y sin censura, ver Los Indolentes con una calidad en imagen y sonido propios de un trabajo arduo me sitio en una Sala de Cine de la mejor calidad en protección. Dos joyas que ahora pueden ser vistas por todos los que amamos el Septimo Arte, espero podamos agendar una entrevista virtual en mi medio llamado TRAMOYA ESCENICA TV. Es una gran fiesta del invaluable Cine. Gracias

03 abril 2020