La revolución de los alcatraces: la mujer que llevó el sufragio a la sierra

Autor: Paulina Abril Vázquez Reyes

La revolución de los alcatraces: la mujer que llevó el sufragio a la sierra

Abrir los ojos por la mañana no es igual para todos. El despertar es diferente para una persona que vive en la Sierra Sur de Oaxaca y lo es también para una persona que vive en la Ciudad de México. Dentro de la misma sierra, abrir los ojos cada mañana es distinto para una mujer o para un hombre indígena. Ambos viven realidades duras de escasez y pobreza, y aún así sus amaneceres son distintos pues uno es hombre y la otra es mujer. Y aunque con cada alborada, al abrir los ojos, observamos francamente nuestro entorno; Eufrosina Cruz Mendoza, nativa de Santa María Quiegolani, Oaxaca, no solo abrió los ojos al mundo, ella decidió transformarlo.

Este largometraje documental narra el despertar social de Eufrosina, la primera mujer zapoteca en ser presidenta de la Mesa Directiva en la historia de la legislatura del estado de Oaxaca. Fue víctima de un fraude que la despojó del triunfo en la elecciones para presidenta municipal de su región en 2007 y, por absurdo que nos parezca, fue debido a que la palabra "mujer" no existía dentro del sistema de usos y costumbres por el cual se rigen en su localidad. Es así como inicia la lucha de “La China”, quien se enfrenta a la infección latente que la colonización inyectó en las raíces sobre las que este país se afianza desde hace casi quinientos años: la violencia y discriminación racista, clasista y de género.

“La rebelde del pueblo”, como le llaman, eligió darse cuenta de la realidad de su contexto y, entre la humedad y el rocío de los alcatraces que crecen al filo de la sierra, se abrió paso hasta llegar a ser de las mujeres más reconocidas por su labor en la promoción y defensa de los derechos políticos de las mujeres. Logró la reforma constitucional del Artículo 2, apartado A, que reconoce el derecho de las mujeres indígenas de todo el país al voto activo y pasivo; así mismo, propició la reforma en la constitución estatal de Oaxaca y en la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos donde se garantiza que las mujeres pueden ser elegidas para cualquier cargo público.

Ha pasado ya casi una década desde que Luciana Kaplan ganó con la convocatoria de ópera prima del Centro de Capacitación Cinematográfica en 2010 con este gran proyecto. La revolución de los alcatraces (México, 2012) enuncia un fragmento decisivo de la vida de Eufrosina y se vuelve un archivo histórico que se acerca con la responsabilidad de registrar no solo su travesía, sino sus convicciones, sus ideales y angustias. Retrata la urgencia que existe en la sierra por tener una vida digna con acceso a la educación que permita ampliar el panorama de sus habitantes, donde el día a día y el futuro de cada mujer que nace sean decididos por ellas mismas y no sean vendidas o forzadas a casarse por acuerdos entre familias, que sean lugares donde se procree por decisión responsable y conciente, no como producto de la desinformación o la violencia. Un futuro equitativo en el que las niñas puedan decir sin miedo “yo también puedo” y “yo decido”.

Publica un comentario

Sin valoraciones