¡Viva el domingo! de François Truffaut

Autor: Ricardo Navarijo

¡Viva el domingo! de François Truffaut

François Truffaut (Los 400 golpes, 1959) rinde homenaje al cine negro y la comedia policial. Rodada en blanco y negro, ¡Viva el domingo! (Francia, 1982) nos adentra en la historia de la investigación que emprende una ingeniosa secretaria, quien trata de limpiar la imagen de su jefe acusado de dos misteriosos asesinatos. 

La historia se desarrolla a lo largo de algunas noches en una pequeña ciudad del sur de Francia. Julien Vercel –interpretado por el aclamado Jean-Louis Trintignant (Tres colores: Rojo, 1994)–, director de una agencia de bienes raíces, es sospechoso de un doble asesinato: el de su esposa, Marie-Christine –con una entrañable actuación de Caroline Silhol (La vida en rosa, 2007)– y su amante Claude Massoulier, interpretado por Jean-Pierre Kalfon (Week End, 1967). Toda la evidencia apunta a que él es el asesino, Julien Vercel se marcha para escapar de la policía. Su secretaria, Barbara –en una de las más grandes  actuaciones en su haber artístico Fanny Ardant (La gran belleza, 2013) – realiza su propia investigación en un intento por descubrir la verdad. Un sentido homenaje al suspenso de Alfred Hitchcock combinando elementos propios de la comedia, el thriller sin olvidarse del sello romántico que caracterizó al maestro francés durante toda su carrera.

La película está llena de referencias y citas de los grandes maestros del cine. El uso del blanco y negro pretende evocar las imágenes del pasado. ¡Viva el domingo! tratará de restaurar la atmósfera nocturna, misteriosa y brillante de las comedias policíacas estadounidenses que una vez deleitaron. En palabras del siempre carismático François Truffaut: “creo que el blanco y negro nos ayudará a encontrar el encanto perdido".

Con esta comedia criminal –que es de principio a fin un homenaje a la ficción y al arte de contar historias– Truffaut ilustra brillantemente su creencia de que una película no tiene nada que decir, las interpretaciones se dan conforme avanza el tiempo. La personalidad de la película exalta el sabor del juego, es la importancia del fondo en la historia; más de lo que aboga por el gusto de los juguetes. La historia mantiene su vitalidad en el fondo, el cineasta se concentra mucho más en la forma y así es como se aprecia este divertido homenaje al cine negro.¡Viva el domingo! fue la última película de François Truffaut

Avatar por defecto de un usuario ya dado de alto
Los comentarios despectivos y los spoilers serán moderados. Si tienes cualquier problema escríbenos a soporte@filminlatino.mx